Beneficios de la n-acetil-cisteína

GUÍA COMPLETA DE LA N-ACETIL-CISTEÍNA (NAC): APLICACIONES, DOSIFICACIÓN Y PRECAUCIONES

por | Sep 24, 2023 | 0 Comentarios

La N-Acetil-Cisteína (o N-acetilcisteína), comúnmente abreviada como NAC, es un suplemento dietético polifacético que ha ganado popularidad en los últimos años, sobre todo después de la pandemia, debido a sus diversas aplicaciones potenciales para la salud.

Para abrir boca y que comiences a apreciar la versatilidad de este suplemento, haremos referencia a un estudio que confirma que la suplementación con N-acetilcisteína durante 24 semanas es bien tolerada y: 

1️⃣ Reduce el estrés oxidativo.

2️⃣ Corrige la deficiencia de glutatión intracelular y la disfunción mitocondrial.

3️⃣ Disminuye la inflamación. 

4️⃣ Reduce la resistencia a la insulina.

5️⃣ Mejora la disfunción endotelial.

6️⃣ Mejora la fuerza, la velocidad de la marcha y la cognición.

Y ahora, profundicemos más.


BENEFICIOS DE LA N-ACETIL-CISTEÍNA


POTENTE ANTIOXIDANTE


La NAC es la forma acetilada del aminoácido L-Cisteína y actúa directamente en la eliminación de las especies reactivas de oxígeno, incluidos los radicales libres que dañan las células.

Además, la N-acetilcisteína es un precursor del más poderoso antioxidante y desintoxicante endógeno llamado glutatión, que ejerce un impacto positivo y muy significativo en una amplia variedad de procesos degenerativos.

Por otra parte, la NAC es un compuesto antiinflamatorio que ha demostrado reducir ciertas citocinas proinflamatorias, el factor de necrosis tumoral alfa, algunas interleucinas y el NF-κB.


PROTECTOR HEPÁTICO Y DESINTOXICANTE


La capacidad de la N-acetil-cisteína para aumentar los niveles de glutatión en el cuerpo es de gran utilidad para neutralizar los innumerables compuestos que dañan el hígado.

De hecho, es la terapia de elección en el tratamiento de la intoxicación por paracetamol. En este caso previene la depleción del glutatión, situación que se ha asociado con trastornos hepáticos (y con otros muchos crónicos y degenerativos).  

La NAC ayuda a combatir la hepatitis y mejorar los resultados de los tratamientos farmacológicos para esa afección. También ayuda a reducir la toxicidad de algunos tratamientos quimioterapéuticos, minimizando el daño cardiovascular, las náuseas y otros síntomas.

La NAC se almacena en el hígado y proporciona valiosas funciones de desintoxicación. Varios estudios han confirmado su papel en la metabolización y la eliminación de compuestos potencialmente nocivos.


QUELANTE DE METALES PESADOS


La N-acetilcisteína no sólo actúa combatiendo el estrés oxidativo producido por la presencia de metales pesados en el organismo, sino que posee la capacidad de atrapar y promover la eliminación de estos. Al neutralizar metales perjudiciales como el mercurio, arsénico, cromo y boro, protege de los daños celulares y, en especial, de los que pueden inducirse a nivel renal y hepático.


ACTIVIDAD ANTIENVEJECIMIENTO


Debido a que es el mejor precursor del glutatión, la NAC posee indirectamente un gran potencial antiaging. Se ha observado que las personas centenarias tienen niveles altos de glutatión. De hecho, sus niveles de
glutatión pueden rivalizar con los que se ven en los adultos jóvenes. La conexión entre el glutatión y la longevidad tiene sentido por varias razones:

1️⃣ Su capacidad para neutralizar radicales libres y especies reactivas de oxígeno (ROS), así como para mantener activos los antioxidantes exógenos.

2️⃣ Su actividad de desintoxicación de compuestos tóxicos y agentes carcinógenos.

3️⃣ Promover el correcto funcionamiento del sistema inmunológico.

4️⃣ Su papel esencial en numerosas reacciones metabólicas y bioquímicas como: síntesis y reparación del ADN, síntesis de proteínas, reacciones enzimáticas,…

Estas propiedades ayudan a prevenir numerosas enfermedades degenerativas, incluidas las que están directamente asociadas con el envejecimiento.


PROTECTOR CARDIOVASCULAR


La N-acetil-cisteína reduce factores de riesgo de enfermedad cardiovascular, como la aterosclerosis. Gracias a su actividad antioxidante, previene la oxidación del colesterol LDL, además de reducir significativamente la lipoproteína A y la homocisteína. Estos son, sobre todo los dos últimos, factores de riesgo reconocidos en las cardiopatías.

Una revisión de 2012 encontró que la NAC ayudó a prevenir enfermedades cardiovasculares, incluyendo aterosclerosis, insuficiencia cardíaca y cardiopatía isquémica, así como aportar beneficios para diversas cirugías cardíacas.

 

NAC para la salud respiratoria

La n-acetil-cisteína (NAC) ha sido empleada por la medicina convencional para la salud de las vías respiratorias.

 

ACTIVIDAD MUCOLÍTICA


La N-acetil-cisteína se ha utilizado durante décadas en la medicina convencional para tratar afecciones respiratorias, como la bronquitis crónica y la fibrosis quística, debido a su capacidad para diluir el moco y facilitar la respiración.

Fluidifica las mucosidades, porque destruye los enlaces disulfuros de las mucinas que están entrecruzadas, reduciendo la viscosidad de la mucosidad y ayudando así a su eliminación. Esta actividad, junto con la antioxidante, hacen de la NAC un compuesto indicado en el tratamiento de las infecciones recurrentes del tracto respiratorio inferior, la bronquitis crónica, la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) y la fibrosis quística.


PODER ANTIVÍRICO DE LA NAC


Los valores elevados de glutatión celular inhiben la propagación vírica. Además, estimula y restaura la respuesta inmunitaria en pacientes sanos e inmunodeprimidos. Posee la capacidad de modular la respuesta inmune y la inflamatoria.


SALUD MENTAL


La N-acetil-cisteína tiene beneficios potenciales para la salud mental. Ha sido indicada en trastornos psiquiátricos por su posible efecto regulador de los niveles cerebrales de los neurotransmisores glutamato y dopamina. Algunos estudios sugieren que puede ayudar a reducir los síntomas del trastorno obsesivo-compulsivo (TOC), trastorno bipolar, la esquizofrenia y la depresión.

También se está investigando su papel en la prevención y el tratamiento de enfermedades neurodegenerativas como el Alzheimer y el Parkinson. Su actividad de modulación de neurotransmisores clave podría ayudar a reducir el riesgo de estas enfermedades neurodegenerativas.


OTRAS APLICACIONES DE LA N-ACETIL-CISTEÍNA


La suplementación con NAC ha demostrado reducir la proliferación de ciertas líneas celulares del cáncer de colon. También podría ser útil para reducir el riesgo de cáncer de colon en personas con pólipos recurrentes.

En la diabetes mellitus mejora la sensibilidad de la insulina, por lo que puede ser de utilidad en la prevención y el control de esta enfermedad.

La N-Acetil-cisteína estabiliza la estructura de las proteínas y contribuye a la formación del colágeno, promoviendo así la salud de la piel, cabello y uñas.

Hay quien lo recomienda como ergogénico por su capacidad de reduce la fatiga e inflamación muscular, así como la recuperación después de ejercicios de alta intensidad.

Otro estudio confirma que la suplementación con N-acetilcisteína durante 24 semanas es bien tolerada, reduce el estrés oxidativo, corrige la deficiencia de glutatión intracelular y la disfunción mitocondrial, disminuye la inflamación, la resistencia a la insulina y la disfunción endotelial, mejora la fuerza, la velocidad de la marcha y la cognición.


DOSIFICACIÓN 


La dosis más habitual de N-acetilcisteína es de 500 a 1200 mg al día, fuera de las comidas. Más eficaz resulta, si se combina con otros inductores del glutatión, como la vitamina C y el ácido alfa lipoico, por ejemplo.

Aunque el rango de dosificación es más amplio y oscila entre los 250 mg y los 8 gramos al día. Para el envenenamiento por paracetamol suelen usarse hasta 20 gramos.

Hemos de decir que los efectos beneficiosos de la N-Acetil-Cisteína descritos en este artículo se ven reforzados por la presencia de otros nutrientes ricos en azufre, tales como la L-metionina, L-cisteína, ácido alfa lipoico y el ajo.


POSIBLES EFECTOS SECUNDARIOS


Aunque no existe consenso, se ha informado por parte de algunos investigadores la aparición, tras la ingesta de N-acetil-cisteína, de síntomas como náuseas, boca seca, dolor de cabeza, molestias digestivas y mareos.

🤔Artículos que podrían interesarte: 

Beneficios de los ácidos grasos Omega 3 para el corazón [Aquí]. 

Guía completa de la Glutamina [Aquí].

Qué puede hacer la melatonina por tu salud [Aquí]. 


REFERENCIAS CIENTÍFICAS


Kumar P, Liu C, Hsu JW, Chacko S, Minard C, Jahoor F, et al. (2021). Glycine and N-acetylcysteine (GlyNAC) supplementation in older adults improves glutathione deficiency, oxidative stress, mitochondrial dysfunction, inflammation, insulin resistance, endothelial dysfunction, genotoxicity, muscle strength, and cognition: Results of a pilot clinical trial. [Aquí]. 

Talasaz, A. H. (2011) Potential role of n-acetylcysteine in cardiovascular disorders. [Aquí].

Costa, D.(2017). Randomized, double-blind, placebo-controlled trial of n-acetylcysteine augmentation for treatment-resistant obsessive-compulsive disorder. [Aquí]. 

Pei, Y., Liu, H. (2018). Biological activities and potential oral applications of n-acetylcysteine: progress and prospects. Oxidative Medicine and Cellular Longevity. [Aquí]. 

Pizzino, G. (2017). Oxidative Stress: Harms and Benefits for Human Health. Oxidative medicine and cellular longevity. [Aquí]. 

Šalamon, Š.(2019). Medical and Dietary Uses of N-Acetylcysteine. [Aquí]. 

Ooi, S. L. (2018). N-Acetylcysteine for the Treatment of Psychiatric Disorders: A Review of Current Evidence. [Aquí]. 

Sobre Frank Pérez

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


¡ÚNETE A LA  COMUNIDAD!

Desbloquea un mundo de conocimientos y recursos gratuitos ¡A qué estás esperando!

No te pierdas ninguna novedad. Obtén acceso exclusivo a contenido de calidad, descuentos especiales en nuestros cursos y eventos, así como información sobre las últimas tendencias en el ámbito de la salud.

¡Únete ahora a nuestra comunidad de aprendizaje en línea y conseguirás nuestro ebook totalmente gratuito sobre naturopatía y homeopatía! ¡No te lo pierdas!